servicio de foto-blog -sin cookies- ofrecido por  festeros.es                    

Blogs de Festeros.es

Artículos relacionados con cultura, fiestas y tradiciones de todos los rincones de España

              


14 nov
2022

Los avisos de las cookies y el sentido común del legislador (o su ausencia)

Enviado por sociedadinformacion . Etiquetas: Sin clasificar

Escrito por: Enrique Dans.

IMAGE: Brave

Hace no mucho, escribí sobre una extensión de navegador, I don"t care about cookies, y sobre su adquisición por parte de Avast, que había resultado una decepción para muchos de sus usuarios, preocupados por la mala fama de la compañía checa con respecto a la privacidad de sus usuarios.

Ahora, un navegador, Brave, ha comenzado a ofrecer a sus usuarios el bloqueo automático de los avisos de consentimiento de cookies, impidiendo toda comunicación con el sistema que envía el aviso. Esa opción es considerada generalmente la más segura, dado que la alternativa, la de hacer clic en la opción más ligera en términos de cookies genera dudas acerca del tratamiento de esa información.

En cualquier caso, los movimientos en torno a este tema demuestran únicamente una cuestión: que las leyes destinadas a controlar el uso de cookies en páginas web han sido un absoluto fracaso, una inutilidad absoluta que la inmensa mayoría de los usuarios ven como una molestia incómoda, como algo que hay que quitarse del medio a toda velocidad, algo que no aporta absolutamente nada.

La ley referente al uso de cookies, la ePrivacy Directive, fue aprobada por primera vez en el año 2002 y enmendada posteriormente en 2009, y obliga a las páginas web a obtener el consentimiento de los usuarios para el uso de cookies. Su efecto inmediato fue el de convertir la navegación en la web en un infierno en el que el simple acceso a una página web desencadena un contrato complejo en forma de pop-up que obliga al usuario que quiere acceder a una información a, supuestamente, revisarlo y tomar una serie de decisiones, en el contexto de una lista interminable de posibilidades con explicaciones generalmente muy difusas y complejas que incluyen cuestiones de interpretación como las del mal llamado «interés legítimo«.

Esa aproximación legalista es completamente absurda e ineficaz: la inmensa mayoría de los usuarios, bien por comodidad o por falta de información, aprietan directamente el botón de aceptar sin tener ni idea de lo que están aceptando, mientras un porcentaje más pequeño se preocupa de seleccionar la opción presuntamente menos invasiva y minimizar así la cantidad de cookies en su sistema. Finalmente, unos pocos usuarios toman acción mediante bloqueadores de algún tipo que simplemente impiden esa interacción, contraviniendo directamente el espíritu de la ley: si quieres ofrecerme un contrato que supuestamente tengo que firmar, lo bloqueo y no podrás hacerlo.

A pesar de parecer una opción agresiva y contraria al espíritu de la ley, es con mucho la más lógica, y lo que demuestra es, simplemente, que la legislación está aberrantemente mal hecha, diseñada por una panda de leguleyos sin tener en cuenta la lógica más palmaria ni la mentalidad del común de los usuarios.

Todo esto indica una cuestión muy sencilla: que la ePrivacy Directive fue como tal un fracaso, y que por tanto, debe ser modificada para adaptarla. Que eso pueda incluir el que las páginas negocien sus consentimientos con el agente que el usuario configure en su navegador, como implica la decisión de Brave, o algún otro tipo de opción que impida que la navegación web se convierta en una tortura absurda es algo que corresponde al legislador estudiar, esperemos que con algo más de sentido común que en la iteración anterior, pero lo que es evidente es que estamos ante una ley fracasada que demanda un cambio, y los desarrollos en reacción a las molestias que genera esa ley son buena prueba de ello.



Artículo de Enrique Dans .

Publicado con licencia Creative Commons 3.0 España


Comentarios (0)add comment

Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote
smile
wink
laugh
grin
angry
sad
shocked
cool
tongue
kiss
cry
más pequeña | más grande

security image
Escribe los caracteres (5 letras) de la imagen de arriba en la casilla siguiente


busy


Últimos álbumes de fotos

Últimos Vídeos


Foto-Blog proporcionado por:    Festeros.es     Consigue el tuyo -sin publicidad y sin cookies-